Hypua's Blog
*navigation
Four You Sub menu AFFIES ARCHIVE

Detesto los martes de academia
You Have My Attention Capitulo1
2 de mayo de 2010

Al abrir los ojos lo primero que capta mi mirada es la impenetrable oscuridad de la habitación. Un leve ruido fuera de la habitación se escucha, y despacio salgo de la cama para ver de qué se trata. A medida que me voy acercando a la puerta, la voz de JaeJoong y Lee Soo Man se distinguen.


-Es definitivo –escuché a nuestro manager decir con voz fría. La puerta semiabierta sólo me dejaba distinguir la espalda de JaeJoong.


-No debería habernos avisado antes…?


-Todos sabíamos que tendría que terminar algún día, y ese día llegó.


Un silencio se prolongó por varios minutos, y a pesar de no poder ver el rostro de Jae, podía sentir que su semblante estaba marcadamente ensombrecido.


-Tendrán la indemnización de dinero por los años que trabajaron para mí—


No seguí escuchando, no lo necesitaba.


Ya sabía de qué se trataba, aunque no quería creerlo.


TVXQ terminaba, y aún no estaba listo para afrontarlo.






º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º








-YunHo…


-JaeJoong…


-YunHo! –una mano me tomó del hombro y me sacudió, haciéndome abrir los ojos de inmediato y encontrarme con el rostro molesto de JaeJoong- Ya es tarde, no crees?


Aún somnoliento levanté mi mano derecha para mirar mi reloj. Once y media. Tanto dormí?


-Levántate ahora, el desayuno está listo hace más de una hora.


Sintiéndome culpable por hacer enojar a Jae me levanté de mi cama, notando como la de ChangMin, mi compañero de habitación, ya estaba hecha y ordenada.


-Oye… -escuche a mis espaldas a Jae, y al momento sentí sus brazos rodear mi cuerpo- No te preocupes… Es que verte dormir tan pacíficamente me dio envidia. Yo con suerte dormí dos horas…


Mi corazón comenzó a latir acelerado ante la cercanía del cuerpo de JaeJoong. Mi mente parecía conocer a la perfección su cuerpo, luego de verlo en mis sueños tantas veces desde esa noche en el baño…


-Y p-porqué no pudiste dormir? –dije intentando sonar normal, y cuando aflojó su abrazo, me di la vuelta para mirarlo a la cara.


-Sabes que no me gusta dormir solo. Y esa habitación es tan fría… ChangMin debería dormir solo ahí, y yo ocupar su cama aquí…


De a poco se formó ese tierno pucherito en su labio inferior, mientras yo no le podía quitar la vista de encima. Todo de él me gustaba, todo de él me hacía desearlo.


-Y por qué no hablas con Minnie?


-Porque se va a burlar de mí…


-Quieres que le hable yo?


-No, no es necesario. Gracias, Líder-sshi


Sonrió débilmente y se dirigió fuera de la habitación, dejándome de nuevo solo y confundido.


Luego de estirarme para ahuyentar el sueño, recojo mi ropa y mi celular del suelo. Tantos recuerdos…


Hace más de un mes que dejamos SM, y aún así aun nos sentíamos como TVXQ. Ya no vivíamos juntos, al menos no todos. YooChun y JunSu decidieron rentar un apartamento para ellos dos, mientras nosotros, reacios a vivir solos, hicimos lo mismo. Todos pensamos que ChangMin querría volver a su casa, con su familia, pero no fue así, sino que aceptó feliz la invitación de vivir con Jae y conmigo. Según sus propias palabras, sólo se mudó con nosotros por la comida de Jae, pero todos sabemos que no es así. Puede que Min no demuestre mucho el afecto, pero éste vive muy intenso dentro de su corazón.


Y es lindo tenerlo aún con nosotros; además no se que hubiera sido de mi sanidad mental si viviera sólo con JaeJoong.


De prisa me visto y me arreglo un poco antes de dirigirme al living, donde encuentro a ChangMin viendo televisión sentado en el sofá. JaeJoong me sonríe y sirve mi desayuno en la mesa.


-Que vamos a hacer hoy? –pregunto tomando mis palillos para empezar a comer.


-Yo voy a visitar a mi mamá. No se que harán ustedes…


Casi no puse atención a las palabras de ChangMin, pues ya se me ocurrían muchas cosas que podría hacer con JaeJoong…


-Oh, entonces suerte con eso. Creo que YunHo y yo tendremos que aburrirnos aquí –soltó una leve risa, cubriéndose la boca con una mano, en un gesto muy típico suyo.


Seguí desayunando en silencio, escuchando la conversación de mis dos amigos. Cuando terminé, ChangMin ya se había ido a su habitación a arreglar su maleta. Por cuantos días se iría? Qué haría estos días solo con JaeJoong?




º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º




El sol ya casi se escondía, dejando el cielo con resplandores naranja, rosado y rojo. Vuelvo mi atención al libro que sostengo en mi mano, dándome cuenta de que de nuevo me distraje y no recuerdo lo que estaba leyendo. Intento concentrarme de nuevo, pero es en vano. Cierro el libro y miro la cama al lado de la mía, en donde JaeJoong duerme tranquilamente. Aprovechando que ChangMinnie no estaría, decidió venir a dormir aquí. Que conveniente…


Duerme de lado, dándome la espalda y dejándome así admirar lo perfecto de su cuerpo. Mi mirada recae inevitablemente en la pronunciada curva de su cintura. Podré tocarte alguna vez, JaeJoong?


Después de unos minutos, Jae se da unas vueltas y abre sus hermosos ojos, enfocándolos en mí.


-Tienes hambre? –me pregunta con una sonrisa extraña.


-Un poco… -realmente tengo hambre de JaeJoong… pero no puedo decirle eso.


-Ven, ayúdame a hacer la cena.


Lo sigo a la cocina y lo ayudo a ponerse su delantal. Recuerdo cuando me gustaba tomarle fotografías con este delantal puesto. Se veía tan tierno. Ahora su cuerpo ha cambiado, y ya no tiene una imagen adorable. Más bien la forma en que el delantal se pega perfectamente a su figura tiene un efecto muy atractivo.


Sintiéndome un poco fuera de lugar, ya que muy rara vez cocino, me paro a su lado esperando que me de alguna orden. Él se voltea y me mira extrañado.


-Que quieres comer? –me pregunta con naturalidad.


-Lo que quieras…


Jae enarca un poco una ceja y se voltea para sacar algunos ingredientes del refrigerador. En realidad no me importa qué cosa cocine, porque se que todo le queda delicioso.


Veo como saca unas presas de pescado, y me acerco a ayudarle en lo que sea. Me deja la tarea de cortarlas en trozos pequeños para poder hacer fritos de pescado, mientras él va a hacer arroz. Mientras cada uno se ocupa de su tarea hay interacción nula entre nosotros. Miradas furtivas es lo único que le dedico de vez en cuando; ese aire de misterio que emana de su ser siempre me ha interesado. El hecho de que pueda ocultar tan bien los pensamientos que cruzan su mente, el hecho de no saber qué quiere. Me gusta su fortaleza, y también las veces que se esconde solo en alguna habitación para que no lo veamos llorar, para luego salir, más de media hora después, con esa máscara suya con la que oculta sus emociones, y diciéndonos que todo está bien, que no nos preocupemos. Cómo no preocuparse al ver al fuerte y “frío” JaeJoong llorar? Todos sabemos que en el fondo Joongie no es tan fuerte como parece, pero la vida le ha enseñado que mostrarse como el casi invencible e indiferente le ayuda a enfrentar mejor la soledad. Lo malo es que al parecer aún no comprende que ya no está solo, que hace tiempo dejó de vivir en la miseria, de no tener amigos, de trabajar todo el día en más de 3 empleos para ganar algo para comer. Ahora nos tiene a nosotros, aunque ya no seamos TVXQ. Me tiene a mí, y parece no darse cuenta. Por qué no puede simplemente contarme qué le pasa, el por qué de su tristeza? Por qué no me deja, al menos, abrazarlo mientras llora?


-Terminaste? –escucho su voz y dejo mis cavilaciones para voltearme y asentir con la cabeza, mientras le entrego el plato con los trocitos de pescado.


Mi mirada se encuentra con la suya un momento, y como siempre sus ojos parecen clavarse en mí, sin dejarme ir. Mi mirada también es intensa, y se prolonga por algunos segundos más, antes de que sea él quien mire a otro lado.


-Estás teniendo ideas extrañas conmigo de nuevo –dice con una sonrisa burlona, embetunando los trocitos de pescado con una mezcla de huevo y harina, y luego tirándolos a la sartén con aceite para que se frían.


-Cuando he tenido ideas raras contigo, eh? –le digo acercándome y cruzándome de brazos.


-Siempre. Desde que te mostré ese fanfic una vez…


-Eso no es verdad! Además, solo me lo mostraste, no fui yo quien lo leyó completo… -le insinúo, frunciendo un poco el ceño.


-Ok, ok, tu ganas. Pero de todos modos, no me mires así. Me pones nervioso, de veras.


Si no fuera porque somos los únicos en la casa, juraría que no me está hablando a mí, porque su voz es muy baja, y en ningún momento me mira, sino que se concentra en los fritos de pescado.


-Tú también me pones nervioso a veces. Es tonto, porque ya tendría que haberme acostumbrado, después de tantos años…


Él parece querer decir algo, incluso abre la boca, pero luego la cierra y se retracta. Si tan solo se reprimiera menos de expresarse, tal vez podría conocerlo mejor…


La cena transcurre tranquila; hablamos de trivialidades y reímos, acordándonos de cuando aún éramos una banda, hace algunos meses. La vida ahora era mucho más relajada para nosotros, pero de una extraña manera extrañábamos el ritmo agitado de los ensayos, coreografías, programas de radio, etc. Aún la prensa nos persigue un poco, nos han ofrecido dar entrevistas, incluso otras productoras nos han ofrecido contratarnos, ya sea como grupo o solistas, pero hasta el momento ninguno ha aceptado. Aún es muy difícil pensar en seguir en lo de la música si no estamos todos juntos.


Al terminar de comer llevamos los platos sucios a la cocina y él empieza a lavar. Generalmente él lava y yo seco, así que simplemente esperé que terminara su trabajo. Me quedo parado detrás suyo un momento, queriendo de pronto abrazarlo. Lo dudo varios minutos, pues ya hace tiempo que deje de abrazarlo sin motivo aparente. Ahora me cuestiono más las cosas, no se por qué.


Doy un pequeño paso para acercarme a él, luego otro, hasta que estoy justo detrás de él. Y antes de que se aleje, rodeo su cintura con mis brazos. JaeJoong detiene sus movimientos por un momento y me preparo para escucharlo.


-Qué pasa? –dice con voz suave, como si temiera que si habla muy fuerte pueda asustarme.


-Nada… sólo quiero…


No terminé mi frase, y parece que no fue necesario, porque él de a poco apoyó su espalda en mi pecho, y siguió lavando los platos tranquilamente. Una sonrisa se formó en mi rostro, y apoyé mi mentón en su hombro, respirando su aroma.


Ojalá pudiera tener ésta misma cercanía con tu corazón, JaeJoong…




º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º




-Podemos sólo… probar…?


-Por qué?


-Porque quiero probar, YunHo… -cuando suplicaba así sus ojos parecían aumentar de tamaño, y ponerse muy vidriosos.


-Sólo probar… -dije en tono autoritario, aunque estaba muy nervioso. Su rostro se acercó un poco al mío, y antes que nuestros labios se juntaran, él posó una mano en mi mejilla.


Sin realmente saber qué mas hacer, nos separamos, mirándonos fijamente. En sus ojos había un brillo de curiosidad y expectativa.


-Fue tu primer beso?


-Claro que no! Ya tengo 16, que creías… -dije un poco molesto.


-Tampoco fue mi primer beso, pero se sintió muy diferente…


-Estás sólo alucinando, Jae. Mejor sigamos practicando, que aún no logras dominar esta coreografía, y si no lo haces, nunca podrás ser como Kim JunSu.


Una mirada de determinación apareció en su rostro, aún muy de niño, y se levantó del suelo inmediatamente, para seguir practicando.




º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º~º



Hace sólo un momento que terminamos de ver esa antigua película que tanto le gusta, y estoy preparándome para dormir cuando él sale del baño y se dirige a la cama de ChangMin, la que ahora ocupa. Caminando despacio pasa a mi lado y me palmea la espalda amistosamente, pero sin ningún motivo. Yo le sonrío y me acuesto en mi cama, abrazando a Bambi. Mi corazón late acelerado sin razón aparente. Quiero seguir abrazándolo…


A pesar de que es tarde no puedo dormir. Miro a la cama de al lado, pero no puedo ver el rostro de Jae, pues duerme dándome la espalda. Cómo me gustaría estar durmiendo a su lado…


Varias veces voy al baño, diciéndome que cuando vuelva iré a ver si Jae está durmiendo, pero nunca me atrevo siquiera a acercarme adonde duerme. La última vez voy a la cocina, tomo un vaso de agua y lo bebo de un solo trago. Qué es lo que pretendo? Tal vez Jae sólo quiere dormir, y yo sólo voy a molestarlo. Además, qué le diría? “Hola, sólo quería ver si estabas durmiendo” No, muy obvio. “Jae, no puedo dormir, y esperaba que pudiéramos… no se… conversar un rato?” De verdad espero que me crea eso? “Boo, puedo dormir contigo?” Si otro chico me dijera eso, definitivamente me asustaría…


Que hacer? Sintiéndome muy tonto me volví a la habitación, y justo cuando iba a recostarme de nuevo en mi cama, escuché su suave voz.


-Yun… pasa algo? –cuando me volteé a verlo, él ya estaba mirándome.


-No, nada, perdón si te desperté… -me disculpé bastante avergonzado, sintiendo mis mejillas tornarse un poco rosa.


-No… no estaba durmiendo… -se calló un momento, en el que esperé expectante sus palabras- Tengo algo que preguntarte, y si no lo hago ahora, no voy a poder dormir.


Me asusté un poco, y también me puse muy nervioso.


-Qué pasa? Dime.


En vez de seguir hablando se levantó de la cama y caminó hacia la mía, sentándose a mi lado. Mi mirada de inmediato buscó la suya.


-Qué piensas hacer en el futuro, YunHo?


Su pregunta me dejó un poco descolocado, pues no me la esperaba. En el futuro? En realidad me daba mucho miedo pensar en el futuro, al menos en un futuro sin JaeJoong…


-No sé… tal vez casarme? –digo sin mucho entusiasmo. La verdad eso es lo que todos esperan de mí, pero me cuesta imaginarme casado. Sí me imagino con hijos, por más tonto que parezca, pero casado… La mirada de JaeJoong se vuelve distante por un momento al escuchar mi respuesta, por lo que agrego- Y tú?


-No quiero quedarme solo –dice en el tono de voz más indefenso y vulnerable que le he escuchado en todos los años que lo conozco. Él mira insistentemente el suelo y se toma su tiempo para seguir- No vamos a estar juntos siempre, y yo…


-…Tu…?


-Nada, es sólo una tontería –sonríe como si no hubiera pasado nada, e intenta levantarse y volver a su cama, pero yo lo agarro de la muñeca impidiéndoselo.


-Me importa, JaeJoong –viendo su mirada ahora vacía, indiferente, intentando cubrir cualquier atisbo de emoción que hubiere en ella, lo jalo suavemente del brazo para que se acerque a mí para abrazarlo, y mirándolo fijamente digo, juntando el poco valor que me quedaba- Cualquier cosa que tenga que ver contigo me importa.


Durante varios minutos sólo lo abrazo, sintiéndolo cerca de mí y esperando que mis palabras sirvan de algo. Quiero que abra su corazón y que me diga qué pasa, quiero que confíe en mí. Quiero que me necesite, que se de cuenta de que estoy ahí siempre, siempre para él. Sus delicadas manos rodean mi espalda y su rostro se hunde en mi cuello.


Sin aviso alguno se soltó de mi agarre y comenzó a acomodarse en mi cama. Iba a preguntar algo, pues estaba muy sorprendido, pero tampoco quería que se fuera, así que me quedé callado.


-No quiero dormir solo –fue toda su excusa.


-Y después soy yo el de las ideas extrañas… -bromeo acomodándome a su lado para dormir. Él sólo se ríe y me da un pequeño golpe en el brazo.


La cama nos queda un poco estrecha, por lo que tenemos que juntarnos mucho para caber bien. Estamos tan cerca que temo que escuche el violento latir de mi corazón. Después de un momento él acerca una mano a mi rostro y me acaricia muy suavemente.


Me siento en el cielo…


-Yun… -ni siquiera tengo tiempo de reaccionar cuando él presiona sus labios sutilmente con los míos. El “beso” dura sólo unos segundos, y luego se acomoda definitivamente para dormir, antes de que yo pueda decir nada. Su mano tibia aún permanece en mi mejilla, y me gusta la sensación. Sus labios se sienten igual que esa primera vez que los probé, varios años atrás...


Supongo que tal vez en la mañana pueda saber qué es lo que acaba de suceder. Mientras tanto sólo tendré que tratar de dormir, aunque no creo que pueda, pues mis sentidos están en alerta, enfocados a una sola persona, la única que tiene toda mi atención, y siempre la ha tenido…


Llevo una mano hasta mi boca, y me palpo los labios con paciencia, al tiempo que una pequeña sonrisa se forma en ellos.


Definitivamente no podré dormir…



Anterior

2 comentarios:

Blogger Aky ha dicho...

Asha me tarde un siglo en publicar este capo... perdon x Lucy la autora de este fic, HOOO esta muy bueno el fic.

2 de mayo de 2010, 15:13  
Anonymous Anónimo ha dicho...

señor...Creo que mori....T.T ..Hermoso...
cuando la piensas seguir
no voy a poder dormir hoy igual que Yunho xD

14 de agosto de 2010, 19:29  

Publicar un comentario

***************o(=>v<=)o***************
*********Escribe tus locuritas *********

H o m e



2 Comments | Back to top





hello!! friends.{q/kara} Nav. Firefox Sientete libre de tomar lo q quieras Y da Creditos,no t preocupes, no hayrepresalias ... more?

Actualizaciones & Noticias

°°°°

☆::니가 필요해 내친구
Hoy estube sentada todo el dia y llege a la conclusion;
Cada persona merece su credito...
Por lo q si alguna imagen o codigo es de tu creacion y no t e agradesido primero q nada ... Lo siento
Image and video hosting by TinyPic Dejame un comentario y te agregare de inmediato Image and video hosting by TinyPic Zona de comentarios~ 8 Image and video hosting by TinyPic
SentindoGracias: Por tu inspiracion

Miku~★


Guy°°||
FANFICS...
TVXQ...
K-POP...
J-POP...
Comida Gourmet...!
Y LO Cute...pero rudo

Pray for Japan

Video de la semana

Photobucket
Photobucket

Ouran High Host Club
Creater by:Hatori Bisco